Consejos para la lectura con niños

niño leyendo

La lectura en los niños es algo muy importante, por ello es primordial comenzar a leer con ellos para crearles un buen ambiente y que se acostumbren a hacerlo ellos solos en el futuro, o que sean ellos los que lo pidan cuando son muy pequeños.

 

Se debe intentar que, desde pequeños, la lectura se convierta en un hábito tan normal como pudiera serlo el cepillado de dientes o que vayan solos al baño, algo que se puede conseguir progresivamente con un poco de paciencia; en muy poco tiempo los peques ya se habrán acostumbrado a ello. Es importante que para que se vayan acostumbrando desde pequeños, deben irse introduciendo sesiones de lectura diaria con libros sencillos, con muchos dibujos y poco texto cuando son muy pequeños, algo que podrá ir cambiándose a medida que pasa el tiempo.

 

Cuanto más pequeños comiencen, mucho mejor. Aunque en un principio no sepan leer, sí que podrán ir diferenciando formas, texturas y colores gracias a los libros de tela para niños pequeños, lo que les permitirá ir perdiendo el miedo a los libros y divertirse aprendiendo. Además, en el mercado podemos encontrar infinidad de propuestas para niños de diferentes edades, acordes a sus años, desde libros educativos hasta aquellos que permiten que su imaginación vuele y se vayan desarrollando poco a poco.

 

Para poder conseguir que la lectura sea un hábito hay que seguir una serie de pautas que facilitarán que el niño o la niña tome la iniciativa de leer un poco, bien durante la tarde o un ratito antes de acostarse, lo que les ayudará a conciliar mejor el sueño e incluso a evitar tener pesadillas, porque sus últimos recuerdos antes de dormir serán los de sus personajes favoritos del libro. Para los niños es muy importante contar con una buena organización para poder marcar su tiempo sin problema; también hay que ayudarles a ser constantes, pero eso sí, nunca obligándolos; si un día no quieren leer porque están cansados o tienen sueño, no hay que obligarles, siempre habrá otro momento para que lean.

 

Los padres deben estar atentos acerca de las preguntas que les formulen acerca del libro o la temática de la que trata, de esta forma se conocen cuáles son sus intereses, lo que será de gran utilidad a la hora de comprarle o regalarle un libro. Y algo muy importante, dado que los niños son como auténticas esponjas, nunca está de más predicar con el ejemplo y dejar que los niños vean a sus padres leyendo, lo que hará que consideren la lectura como una parte más de su vida.

Puntua este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>