Protege a tu bebé del calor

Proteger a tu bebé del calor

Estamos en primavera y, con la estación de las flores, también llega una subida de las temperaturas que no hará sino confirmarse en verano. Es por eso que es necesario que protejas a tu bebé de las altas temperaturas. Hoy te vamos a dar una serie de consejos para que lo logres de manera eficaz.

 

Ten en cuenta que el organismo de los bebés aún no logra regular eficazmente su temperatura corporal, por lo que puede sufrir especialmente las subidas de temperatura. En el hogar, te recomendamos que ventiles la casa una vez al día, para que el aire se mantenga fresco (hazlo, preferiblemente, por la mañana) y, asimismo, procura que la temperatura interior de la misma se sitúe en el entorno de los 21 grados.

 

Eso sí, evita que el bebé esté en la vía de una corriente de aire o en línea con el ‘chorro’ en el que incide el aparato de aire acondicionado. A la hora de dormir, te recomendamos que le acuestes sin el body, ya que esta prenda puede resultar excesivamente agobiante en estas épocas del año. Intenta que el colchón y la almohada de la cunita o la cama de tu bebé sean de telas transpirables y que las sábanas, edredón y mantitas dejen que pase la ventilación.

 

Asimismo, procura que el bebé esté hidratado. Entre toma y toma ofrécele agua. En general, la leche materna suele bastar para darle a la pequeña o el pequeño todo el agua que precisa, si bien nunca sobra que le ofrezcas más posibilidades. La fruta en trocitos también puede ayudar a tu bebé a refrescarse, especialmente en los paseos por la calle.

 

Cuando vayas a salir a pasear con el bebé, te recomendamos que lo saques con un sombrerito o visera, preferiblemente con prendas de algodón que eviten una acumulación de sudor que derive en la miliaria (http://es.wikipedia.org/wiki/Miliaria ). Trata de pertrechar el cochecito del bebé con parasoles y paraguas o capotas para los momentos en que no encuentres sombra en la calle. En general, debes prestar atención al sudor presente en axilas, cuello y cabecita de tu bebé. En este sentido, su cuerpo no engaña. Si tu pequeña o pequeño están sudando, es que tienen calor.

 

 

Puntua este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>