Las primeras semanas tras el parto se pasan volando. Los días transcurren a golpe de toma, cambios de pañales y revisiones pediátricas. Pero pronto tu bebé irá distanciando las tomas y encontrarás momentos a lo largo de la jornada para salir a pasear y realizar actividades que habitualmente no puedes hacer. Durante la baja por maternidad, si ambos os encontráis bien, además de salir a pasear, puedes aprovechar para visitar museos o quedar con alguna amiga. Durante los primeros meses tu bebé estará cómodo y tranquilo en el carro y te resultará fácil hacer planes de ese tipo con él.

Ver artículo relacionado:  ¿Pueden comer helados los bebés?

Mirando a mam

Cuando crezca un poco más tendrás que buscar actividades en las que él se divierta, como por ejemplo la natación o la música. Y a partir del año las sesiones de cuentacuentos o teatro para bebés pueden ser  una excelente opción para que ambos os divirtáis. Los parques dan mucho juego. Recoger hojas del suelo, jugar con la arena o dar de comer a las palomas puede ser divertido para él y relajante para ti.

Ver artículo relacionado:  El cuidado de la mucosa en el recién nacido
Tiempo que compartir con tu hijo
Puntua este artículo