Bebidas durante el embarazo

bebidas durante el embarazo

La hidratación es un proceso esencial para los seres humanos, más aún en el caso de las embarazadas. De acuerdo con el European Hydration Institute, el agua es un elemento fundamental y el principal componente del cuerpo. En el caso de las mujeres, en torno al 55% del peso corporal se corresponde a agua (el de los varones es ligeramente más elevado debido a su menor porcentaje de grasa corporal). No hay que olvidar que, por poner un ejemplo, alrededor del 75% de los tejidos musculares y el cerebro se componen de agua. Dependiendo del clima en el que viva la madre o los niveles de actividad física o mental de la madre, la ingesta de agua u otros líquidos puede tener que ser mayor o menor. Hoy queremos mostrarte qué bebidas durante el embarazo son más aconsejables y cuáles tienes que evitar a toda costa.

El agua

Te recomendamos que bebas en torno a dos litros de agua al día durante el embarazo. Además de para purificar el organismo, beber mucha agua ayuda a que los nutrientes y vitaminas consumidas lleguen más rápido al torrente sanguíneo y, por tanto, a tu pequeño. La bebida durante el embarazo que resulta más esencial e imprescindible es el agua, por lo tanto es necesario que te asegures de que te estás hidratando correctamente. Cuanto más claro sea el color de tu orina mejor señal de que estás haciendo las cosas bien en este apartado.

Otras bebidas durante el embarazo

La leche es muy recomendable durante el embarazo, ya que al ser muy rica en calcio ayuda a que los huesos de la madre estén en perfecto estado de revista. Su alto contenido en agua es otro de los factores que la convierten en una bebida muy aconsejable.

Los zumos naturales de frutas también ayudan a saciar la sed, son frescos y aportan gran cantidad de vitaminas y fibra. Insistimos en el hecho de que estos sean naturales, porque los zumos procesados suelen presentar elevados niveles de azúcares y conservantes. Ciertas infusiones como la manzanilla pueden ayudarte a prevenir las nauseas, vómitos y desórdenes gástricos y, además, relajarte para conciliar el sueño.

Bebidas a evitar

Es obvio, pero no por obvio menos importante, que bebidas como el alcohol y excitantes como los refrescos de cola, el café y el té deben quedar descartados de tu dieta. En general, los refrescos deberían aparcarse durante el embarazo por su alto contenido en azúcar.

Si deseas saber más cosas acerca de las bebidas durante el embarazo acude a jovenbebe o entra en la web de letsfamily, en las que encontrarás un buen número de artículos sobre la alimentación durante el embarazo.

Puntua este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>