Estoy embarazada ¿Puedo montar en bicicleta?

Estoy embarazada ¿Puedo montar en bicicleta

La pregunta que da título a este post es una de las que más oyen los ginecólogos y especialistas cuando surge el momento de hablar de las estrategias de las futuras mamás para mantenerse activas y hacer ejercicio durante el embarazo. En efecto, la práctica de ejercicio moderado ayuda a que las mujeres se sientan activas y, por tanto, estén en mejor disposición psicológica para afrontar el parto. Asimismo, una buena rutina de ejercicios aporta beneficios para el sistema cardiovascular, regula la respiración y fortalece los músculos.

 

En general, siempre con el consejo de tu médico, el andar en bicicleta es un deporte recomendado para las embarazadas más al principio que al final de la gestación. En este sentido, a medida que el embarazo avanza, por razones obvias, el centro de gravedad de la mujer varía. Asimismo, los cambios hormonales asociados al proceso de evolución del bebé que está en tu interior pueden hacer que tu equilibrio se resienta.

 

En este sentido, el ciclismo (al igual que el esquí u otros deportes en los que coordinación y mantenimiento de la vertical son claves) no es especialmente recomendable cuando el embarazo está tocando a su fin. Sin embargo, cuando la gestación ya ha superado las primeras semanas críticas y el riesgo de aborto espontáneo ha desaparecido, salvo otras indicaciones, andar en bicicleta si es un ejercicio beneficioso. En este sentido, la relación calorías consumidas-esfuerzo del ciclismo de paseo es idónea para una mujer que espera un hijo.

 

Además, el pedaleo es un ejercicio que presenta muchas ventajas a la hora de fortalecer y tonificar las piernas, así como reforzar las articulaciones. Te damos algunas recomendaciones para andar en bicicleta embarazada:

 

-Lleva siempre botellines de agua y bebe de manera regular durante el ejercicio.

-Procura salir a andar en bici acompañada.

-Utiliza casco y ropa cómoda, pero no demasiado holgada (se puede enganchar en los pedales y radios de las ruedas).

-Transita siempre por vías habilitadas.

 

En caso de que no puedas cumplir con ninguno de estos requisitos, otra buena opción es la de hacerte con una bicicleta estática para tu casa. Ten en cuenta que, en este tipo de aparatos, es muy sencillo quemar, a una velocidad lenta o moderada, entre 140 y 200 calorías por cada media hora de ejercicio. No obstante, como con cualquier deporte durante la gestación, es necesario que hagas un seguimiento con el especialista, que te aconsejará qué puedes y qué no puedes hacer en cada fase de la gestación.

Puntua este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>