Tiempo para ti misma

Después de dar a luz, el bebé te absorberá por completo. Cuando esté tranquilo o durmiendo, estarás tan cansada que no siempre te apetecerá salir o hacer algo excepcional. A medida que pase el tiempo, sin embargo, te parecerá que no tienes ni un minuto para ti misma y que has dejado de lado aficiones o amistades que antes llenaban tu agenda. Si tienes esta sensación, busca ayuda para despejarte, dar un paseo con tu pareja, con una amiga o ir de compras.

 

La maternidad cambia la vida de las personas. El bebé condicionará rutinas y horarios, pero también es verdad que pasados los primeros meses, una vez recuperada del parto y cuando tu bebé no sea tan dependiente, podrás volver a hacer muchas de las cosas que hacías antes de quedarte embarazada. Es importante que dispongas de tiempo para ti cuando lo necesites. Ir a la peluquería o concertar una  cita para darte un masaje puede parecer misión imposible con un recién nacido, pero seguro que las abuelas o algún amigo está deseando hacer de canguro para que puedas hacer algo relajante y que te ayude a sentir bien.

M

También necesitarás tiempo para estar a solas con tu pareja. Si das pecho, no olvides que puedes congelar la leche para que otra persona se la de al pequeño por ti. Si preferís no salir de casa, pedir una cena especial puede ser una opción para no tener que cocinar y disfrutar de un menú diferente.

Puntua este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>